top_medicos.jpg
frase-calidad-medicamentos

Introducción

En el tratamiento de las personas con diabetes es fundamental adaptar los esquemas terapéuticos a las características de cada paciente, como la edad, las enfermedades asociadas y las complicaciones de la enfermedad. Esta individualización del tratamiento debe incluir también los estilos de vida y los condicionantes socioculturales y religiosos, como la celebración del Ramadán.

Los diabéticos de religión musulmana están en teoría exentos de llevar a cabo el Ramadán, pero en la práctica muchos de ellos desean cumplir el ayuno. Por ello, es necesario un correcto abordaje del paciente durante este periodo. En la siguiente guía clínica, se expone la prevalencia de la diabetes mellitus (DM) en las diferentes etnias, se detallan las posibles complicaciones relacionadas con la fisiopatología del ayuno y se revisan los diferentes estudios realizados para el manejo adecuado del paciente diabético tipo 2 durante el Ramadán. Es necesario adaptar la pauta terapéutica tanto en el caso de aquellos pacientes tratados con dieta o fármacos orales, como en los que reciben insulina. Es también importante la implicación de los profesionales sanitarios en el consejo, orientación y adaptación del régimen terapéutico de las personas musulmanas con diabetes.

En el mundo existen entre 1.100 y 1.500 millones de musulmanes, y unos 40 o 50 millones de personas con diabetes ayunan durante el Ramadán1.

Debido al aumento de la inmigración en nuestro país, en los últimos años es frecuente que pacientes diabéticos musulmanes acudan a nuestros centros sanitarios. En estas personas el manejo de la enfermedad suele conllevar ciertas dificultades debido a las diferencias culturales y lingüísticas. El idioma constituye un problema importante en la consulta y, así, el médico puede que comprenda mal los síntomas del paciente y que éste comprenda mal las indicaciones del médico. Por otra parte, las diferencias culturales pueden dificultar también la relación médico-paciente, pues el concepto de salud y enfermedad de algunas culturas no coincide con el nuestro, lo que puede favorecer un menor cumplimiento terapéutico, particularmente cuando se trata de una patología como la DM, que no suele cursar con síntomas clínicos importantes en el momento del diagnóstico2.

Obviamente, los retos que nos plantea la optimización de la atención sanitaria a la población inmigrante son mucho más complejos, y quedan fuera de los objetivos de la presente revisión, que se ha concretado en la adaptación de los esquemas terapéuticos de la diabetes al periodo del Ramadán.